Comienza la décimo sexta edición de Pulpop Festival afianzándose como una de las citas indispensables del calendario festivalero de Andalucía




Comienza la décimo sexta edición de Pulpop Festival afianzándose como una de las citas indispensables del calendario festivalero de Andalucía. Roquetas de Mar, vuelve a ser el epicentro de la escena independiente nacional, que desde sus primeras ediciones ha apostado por las bandas más punteras del momento, apoyando igualmente a la escena emergente nacional.
Arrancaba la primera jornada con la actuación de Marsella dentro del concurso de jóvenes valores “Andrés Reyes”, una banda que a pesar de tener la complicada situación que supone abrir un festival, encajó un directo sobresaliente con una mezcla de Pop bailable secundado por una base rítmica muy solvente. Sin duda, hubieran sido la antesala perfecta a la actuación de La Casa Azul, por coordenadas estilísticas, pero les tocó por decreto descorchar esta nueva edición, cosa que hicieron con notable éxito puesto que conectaron con el público con mucho descaro.
Tocaba el turno a Sölar, los granadinos dieron un concierto atronador, 40 minutos de pura contundencia donde se mostraron intratables encima del escenario. Posiblemente no era el nido para una banda de estas características, no para el contorno de un festival como el Pulpop, pero lo que es seguro, que no fue un inconveniente para que el quinteto granadino desplegara toda su garra y dieran un espectáculo soberbio que el público que llenaba el albero acogió con entusiasmo.
Tras la tormenta eléctrica de Sölar, subían al escenario Sugar Crush, el trío correspondió con una remesa de canciones con letras ácidas que tuvieron gran aceptación, un combo que gravita entre el Pop y el Power Pop pero con mucho atrevimiento. Una banda realmente interesante.
Era el momento deliberar antes de la última actuación de la noche con La Casa Azul. No fue tarea fácil, el nivel del certamen era extraordinario y supuso un verdadero quebradero de cabeza para el jurado, todos los grupos mostraron su mejor versión con una gran puesta en escena. Finalmente, Marsella fueron los brillantes ganadores de concurso de jóvenes valores “Andrés Reyes” de esta edición, y volveremos a disfrutar con ellos el próximo año.
Pasada la medianoche se subía al escenario La Casa Azul, principal reclamo de la jornada del viernes. La banda comandada por Guille Milkyway lleva años haciéndonos bailar y sumando seguidores de diferentes generaciones. Hecho que se percibió en el recinto, alrededor de 3000 personas coreaban sus canciones más emblemáticas mientras disfrutaban de un espectáculo visual de otra galaxia.
El Pulpop Festival regresa con más fuerza que nunca tras el parón obligatorio de la pandemia. Un balance más que positivo que cierra la noche del viernes con un poder de convocatoria aplastante.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.